Has entrado a casa...

La mente es una de las cosas más importantes de la vida, pero sólo como criada, no como ama. En cuanto la mente se adueña de ti, surge el problema; reemplaza a tu corazón, reemplaza a tu ser, se apodera por completo de ti. Entonces, en lugar de cumplir tus órdenes, empieza a darte órdenes a ti. No digo que haya que destruir la mente, el fenómeno más evolucionado de la vida. Lo que digo es lo siguiente: "Procura que el criado se convierta en amo". Recuerda que tu ser es lo primero, lo segundo tu corazón y lo tercero la mente. En eso consiste la personalidad equilibrada de un verdadero ser humano. La mente es lógica… tremendamente útil, y no se puede sobrevivir sin ella en el mundo. Yo jamás he dicho que no se deba utilizar la mente en el mundo; todo lo contrario. Pero has de ser tú quien la utilice, no ella a ti. Una enorme diferencia… Es la mente la que nos ha proporcionado la tecnología, la ciencia, pero como ha dado tanto, se ha erigido en dueña de tu ser. Ahí es donde comienza el daño, porque cierra por completo ls puertas del corazón. El corazón no resulta útil, no tiene ningún objetivo que cumplir. Es como una rosa. La mente puede darte pan, dinero, pero no alegría. No contribuye a que disfrutes de la vida. Es muy seria y ni siquiera tolera la risa. Y una vida sin risa está por debajo de los niveles humanos, se hace infrahumana, porque sólo el hombre, entre todas las formas de vida, es capaz de reír. La risa es indicio de la conciencia en su máxima expresión. Los animales no ríen, ni los árboles, como tampoco pueden reír las personas enjauladas en la mente, como los santos, los científicos y los llamados grandes dirigentes. Son demasiado serios, y la seriedad es una enfermedad. Es el cáncer del alma, la destrucción del alma. Y como estamos en manos de la mente, toda su creatividad se ha puesto al servicio de la destrucción. Mientras la gente se muere de hambre, la mente se afana en acumular armas nucleares. Mientras la gente pasa hambre, la mente se empeña en llegar a la Luna. La mente no tiene compasión. Para la compasión, para el amor, para la alegría, para la risa… hace falta un corazón, libre de la prisión de la mente. El corazón posee un valor superior. De nada sirve en el mercado; el mercado no da significado a la vida. El mercado es la más baja de todas las actividades humanas. Cuánta razón tiene Jesús al decir: "No sólo de pan vive el hombre". Pero con la mente únicamente puede ganarse uno el pan. Sirve para sobrevivir, pero la supervivencia no es lo mismo que la vida. La vida necesita algo más: la danza, el canto, la alegría. Por eso quiero que pongas cada cosa en su sitio. Habría que hacer caso al corazón en primer lugar si existiera un conflicto entre la mente y el corazón. En cualquier conflicto entre el amor y la lógica, la lógica no puede ser determinante; ha de serlo el amor. La lógica no aporta savia; es un elemento seco. Sirve para los cálculos, para las matemáticas y la tecnología científica, no para las relaciones humanas, ni para el crecimiento del potencial interno de cada persona. Por encima del corazón está el ser. Al igual que la mente es lógica y el corazón es amor, el ser es meditación. Ser equivale a conocerte a ti mismo, y al conocerte a ti mismo conocerás el significado de la existencia. Por eso no debes interpretarme mal cuando digo algo en contra de la mente. No es que esté en contra de la mente, ni que quiera que la destruyas. Lo que quiero es que seas una orquesta. Con los mismos instrumentos musicales, se puede hacer un ruido espantoso si no sabes componer una sinfonía, crear una síntesis, poner las cosas en su sitio. El ser debería ser tu aspiración… no existe nada más allá de eso… es una parte de Dios en tu interior.Te dará lo que no pueden darte ni la mente ni el corazón; te dará el silencio, te dará la paz, la serenidad. Te dará la dicha y, por último, la sensación de inmortalidad. Al conocer el ser, la muerte se torna pura ficción y la vida adquiere alas, vuela a la eternidad. No se puede decir de la persona que no es consciente de su propio ser, que está realmente viva. Puede ser un mecanismo útil, un robot… Encuentra tu ser, tu ser real, tu existencia, mediante la meditación. Y mediante el amor, mediante el corazón, comparte tu dicha. En eso consiste el amor, en compartir la dicha, la alegría, la danza, el éxtasis. La mente tiene su función en el mercado, pero cuando vuelves a casa la mente no debería seguir funcionando, con su cháchara. En cuanto te quites el traje, la corbata y demás, la ropa de trabajo, debes decirle a la mente: "Y ahora, quietecita. Este mundo no es el tuyo". Esto no significa estar en contra de la mente, sino dejarla descansar. En casa, cuando estás con tu mujer, con tu marido, con tus hijos, con tus padres o tus amigos, no te hace falta la mente. Lo que necesitas es un corazón desbordante. A menos que en una casa haya un corazón desbordante, nunca será un hogar; seguirá siendo simplemente una casa. Y si en ese hogar puedes encontrar un rato para la meditación, para experimentar tu propio ser, el hogar se elevará a la cumbre, pasará a ser un templo. La misma casa… para la mente es sólo una casa; para el corazón, un hogar; para el ser, un templo. La casa es la misma, pero tú experimentas los cambios… cambia tu visión, tu dimensión, tu forma de ver y entender las cosas. Y una casa que no abarque las tres cosas es incompleta, pobre. Una persona que no sea las tres cosas, en armonía, cuando la mente sirve al corazón, el corazón al ser y el ser forma parte de la inteligencia que se extiende por toda la existencia… Hay quien lo llama Dios; yo prefiero llamarlo lo divino. No existe nada por encima de eso. Cuando sientes la existencia de una forma inmediata, sin mediadores, sin una mente que te haya sido impuesta por otros, pruebas algo que te transforma, que te ilumina, que te transporta a la más alta cima de la conciencia. No existe mayor plenitud, ni mayor satisfacción. Tampoco existe mayor relajación. Has entrado a casa…

Extraído del texto "El libro del ego" de Osho.

*************

THANKS ALE!!!

1 comentario en “Has entrado a casa...”

  1. Gracias! La selección de este texto me ilustro algo que no entendía. En amor mucha luz !!!:o}

Deja un comentario