Aprendizaje consciente

¿Que es el aprendizaje consciente?

Es cuando vas a aprender de una circunstancia, siendo plenamente responsable de haberla creado, aceptando que en esa experiencia hay un mensaje que permitirá tu crecimiento y te ayudará, por tanto, a brindar un mejor servicio a la “misión” que te propones cumplir en tu paso por esta dimensión.

Aprender conscientemente, por lo tanto, implica trabajar, entre otras, ciertas cuestiones esenciales:

  • Aceptar la sombra
  • Practicar el desapego
  • Integrar y trascender la dualidad
  • Transmutar el miedo
  • Mirarse en el espejo de las relaciones

El objetivo es simple: Comprometerse a aprender sin sufrir, sin aferrarse a un sufrimiento innecesario, porque nos negamos a realizar alguna de las acciones antes mencionadas.

La recompensa diaria de vivir aprendiendo de manera consciente es, vivir en Amor, Felicidad y Gratitud constante.

Aceptar la sombra

Aceptar la sombra es, aceptar que tienes un “lado oscuro” que hay aspectos en ti,que quizás preferirías no tener. Que te gustaría eliminar y que te esfuerzas por ocultar de quienes te rodean.

Acepta tu sombra y pregúntate ¿por qué está aquí? ¿qué puede enseñarme?

Practicar el desapego

Aprende a vivir con desapego. Esto te enseñará a fluir. Te enseñará que cada persona, situación, emoción, pensamiento, proceso en la vida… tiene un comienzo y un fin. Todo cambia. Soltar lo que ya cumplió su ciclo, aceptando que lo ha cumplido, es desapego.

Esto no significa que seas “insensible” o “indiferente” o que “no ames”.

El camino a descubrir qué es realmente el Amor, tiene entre sus pasos, aprender que el Amor no es apego, ni dependencia, ni obsesión.

Desapego es, por tanto, aceptar que para que algo crezca (especialmente tú mismo/a), el mayor acto de amor que podemos hacer es, permitirle ser… y cambiar si lo requiere.

Integrar y trascender la dualidad

Ahora que aceptaste que tienes una sombra. Toca aceptar que todo en el mundo (y todos) tienen luces y sombras, positivos y negativos, días y noches… que todo en este plano tiene dos aspectos que se complementan y nutren mutuamente. Y que así eres tu.

El trabajo es integrar esto… una vez que aprendiste qué quiere decirte tu sombra… ahora cabe preguntarte: ¿cómo hago para que este aprendizaje sea parte de mi luz, para que se ilumine?

Así das un paso a trascender la dualidad… esa trascendencia es, simplemente, no juzgar. Aceptar que cada cual tiene su proceso y que necesita y debe ser respetado.

Los demás no son ignorantes que no saben vivir sus vidas. Simplemente, tienen vidas diferentes a la tuya… (un buen ejercicio es plantearse si el otro no estará pensando lo mismo de ti…)

Transmutar el miedo

Este punto nos enseña a integrar los puntos anteriores. El miedo es nuestra mayor sombra (especialmente el miedo que tenemos a morir). Y ese miedo, esa gran sombra, para ocultarse busca aferrarse a apegos que tienen forma de objetos, personas, situaciones pasadas o esperadas. En esos apegos, el miedo que sentimos busca seguridad. Por eso, el apego nos pide no cambiar… cualquier cambio nos lleva a lo inseguro e incierto… a más miedo.

Pero cuando reconoces que el miedo es, una sombra que ha de ser iluminada, aquello a que le temes… puede convertirse en un aliado, para que tu aprendas a encontrar seguridad no en los apegos, sino en lo esencial.

Permite que tu miedo se muestre… y entonces… permítete transmutarlo en Amor, en Poder personal para ser quien tu eres realmente. Recuerda: en tu miedo se oculta tu mayor poder…

Mirarse en el espejo de las relaciones

Esta es la manera en que aprendemos conscientemente todo lo anterior. En los espejos, en las relaciones que tenemos. Observando a aquellas personas que admiramos y a aquellas que rechazamos.

Y de igual manera, con las situaciones que vivimos. Con lo que esperamos vivir y lo que sentimos no merecer.

Todo es un espejo. Te pide que te mires en él. Y descubras lo que viene a decirte.

A veces viene a decirte “este también eres tú”, otras viene a pedirte que digas “ya no soy así, pero reconozco que lo fui”, otras te pedirá “yo también soy capaz de esto!” y muchas veces te pedirá “escúchate. Seguro que no eres así? Acéptame”… y más…

Quiero aclarar que considero que este proceso, se realiza siempre. De manera consciente o inconsciente. Pero cuando lo haces consciente, ya no es doloroso en exceso porque soltamos el sufrimiento al momento de soltar el apego (material, emocional, mental o espiritual). Cuando te preguntas “¿por qué a mí?” “¿por qué siempre lo mismo?” “¿por qué traigo este karma?” o dices “yo no soy malo/a para merecer esto” estas aprendiendo inconscientemente.

Inconscientemente porque no estás haciéndote responsable de tu poder creador en la situación.

Aquí entonces, algunos puntos aclaratorios importantes:

  • NO ERES MALA PERSONA
  • No es relevante a cuantas personas dañaste o si tuviste la intención de hacerlo. Nadie te está castigando (bueno, quizás tu mismo/a)
  • No eres una víctima de nada
  • El karma que traes, lo elegiste.

Entonces ¿POR QUÉ TE PASA LO QUE TE PASA?

Porque estás VIVO/A en este plano!!!  Y elegiste cumplir un propósito, vivir ciertas experiencias… que se van creando y recreando, eligiéndose con cada elección. Mientras más te aferras a lo que debe seguir su curso, más te limitas de vivir experiencias nuevas y sorprendentes. Por eso, cuando preguntas “¿Por qué a mi?” o cualquiera de las otras preguntas, la pregunta debería ser “¿a qué me estoy aferrando que no experimento vivencias nuevas?”

Desde hace un tiempo, trabajo de manera consciente para aprender… hay muchos aprendizajes que “pasan” pues estoy enfocada en un aprendizaje o dos en particular. Pero, cuando vuelve la experiencia, puedo elegirla. Esta es la diferencia. No me quejo. Sé que dejé o postergué ciertas cosas para “dentro de un tiempo” sólo para aprender algo más. Y listo. La repetición no es un calvario, es una elección.

Ahora te pregunto…… ¿te sumas a vivir aprendiendo de forma consciente?

Tammy

4 comentarios en “Aprendizaje consciente”

  1. muy bueno....hay q empezar a transitar el camino.....hermosa enseñanza

  2. Claudia Marcela Pena

    Que hermoso!!! lo tomo para trabajarlo. Muchas gracias por tu los enriquecedores post que comparts! bendiciones

  3. Brillante!!! hermosa enseñanza, gracias!!!! a Dios, a la sincronicidad y a vos....

Deja un comentario