Afirmaciones (una sugerencia)

Una sugerencia para las afirmaciones:

Hazlas a diario, pero anótalas también en un papel. Guárdalas en una caja o sobre.

Y cuando sientas que se ha sanado o restaurado la armonía allí donde querías trabajar tus afirmaciones, puedes desechar el papel.

Pero sólo deséchalo cuando sientas que el lazo emocional o mental que querías sanar, lo ha hecho.

¿Cómo lo sabes?

Si al leer la afirmación, la sientes como una verdad y no vienen a ti los recuerdos de la desarmonía, es que vibra ya en ti.

Deja un comentario